viernes, 23 de mayo de 2008

¡Fuerza Mami!

Eso es lo que escucho cuando estoy corriendo por las calles de Buenos Aires hacia los Bosques de Palermo, mi lugar habitual para correr. ¡Fuerza mami! Yo me río cada vez que lo escucho. Usualmente, es dicho - o en realidad gritado - por un hombre en la calle, quien supongo que no está acostumbrado a ver una mujer corriendo por la ciudad.

Hmmmmmmm. Fuerza, mami.

Che, por mi todo bien; es verdad que correr me da fuerza. Decime como quieras, sé quién soy y de dónde soy.

Soy una corredora.
He sido corredora desde hace 15 años y siempre ha sido una parte importante de mi vida. Mi correr ha pasado mucho tiempo conmigo: tiempos buenos, tiempos malos, cirugías, fines de relaciones, lindos u horrendos climas, vacaciones, mudanzas a otras ciudades, y ahora me encuentro viviendo en otro continente. Correr siempre ha sido una fuente de apoyo seguro. Me ayuda a dar lo mejor de mí.

Soy una tejana.
Parece raro, pero es la verdad. Viví en diferentes ciudades en EE.UU. y ahora vivo en BsAs, pero siempre me siento como una tejana. La cultura de Tejas es difícil de explicar a alguien que nunca vivió allá. Diría que es parte de mi naturaleza ser amable, saludar y decir “hola”, y conocer a mis vecinos. No puedo dejar eso; soy de Tejas – “El Estado Amable.” (-:

Además, soy aventurera.
Tomé un riesgo al mudarme a Buenos Aires para aprender castellano y para experimentar una cultura diferente. Siempre quería hacer algo así. Para mí, es muy emocionante aprender algo completamente diferente, pero al mismo tiempo puede ser un poquito duro.

Nunca me hubiera imaginado que me encantaría tanto vivir acá como me encanta. Nunca me imaginé que Buenos Aires sería tan lindo como es, o que habría tantas entrañables e interesantes cuestiones de su cultura (que estoy ansiosa de intercambiar contigo). La verdad es que nunca me hubiera imaginado que BsAs tendría una comunidad tan linda de corredores con tanta oferta de carreras durante todo el año como tiene.

Así que estoy tratando de asimilarme a su cultura y aprender el idioma. A veces, esto es duro y otras me pongo vergonzosa. Saber quién soy y ser constante con el correr me ha ayudado a permanecer centrada durante este proceso. En el fondo, me da la fuerza que necesito para ser una extranjera.

¡Bienvenidos a mi blog, ya’ll!

Jenn

3 comentarios:

Kekito dijo...

Querida Jen,

El viernes durante la Maratón nocturna me preguntaba quien era esa chica bonita que no paraba de sacar fotos, y resulta que eras vos..!!!
Primero que nada, felicitaciones por tu blog, escribes muy bien...!! y segundo, espero que el riesgo de mudarte a BsAs se haya transformado ya en la alegría de vivir aquí...!!
Como bien dices, el correr es una parte importante de nuestras vidas, a pesar de que hace apenas 4 años que corro no lo cambiaría por nada del mundo...!!!
Recuperandome de mi operación de hombro y poniémome a punto para volver a las pistas como corresponde.

Beso enorme,

Kekito.

Fertz dijo...

Bienvenida Jen!!!
Lo mejor para ti y tu estadia en Buenos Aires.
Cambiando las palabras de david Bowie: "Let's run!" :-)
ahhh y "No pain, no gain" y "Train hard, run easy"
Saludos,

Fertz

Anónimo dijo...

Hola mami, muy buen blog!. Yo soy de Santa Fe, en el interior la gente es mas amable y atenta que en bs as. Bs As esta contaminado por la mala onda y la falta de respeto!!. Venite a Santa Fe!!
mabraf